¿Qué es una casa pasiva o Passivhaus?

¿Qué es el estándar Passivhaus?

El estándar Passivhaus, nacido en Alemania hace más de 25 años y en desarrollo por todo el mundo, no es un sello medioambiental ni una marca comercial, sino una metodología integral de diseño y construcción.

Un Edificio construido bajo dicho estándar, es capaz de acondicionar térmicamente los espacios solo a través del caudal de aire mínimo para mantener una buena higiene interior. Una vivienda Passivhaus proporciona al usuario un alto nivel de confort térmico, manteniendo durante todo el año temperaturas entre 20 y 25 ºC, un ambiente saludable gracias a la ventilación mecánica que controla la calidad del aire interior, y un ahorro económico del 85 – 90 % en los gastos de calefacción y refrigeración.

Saber más de la Certificación Passivhaus

¿Qué es una casa pasiva o Passivhaus?

Soluciones para Construcción PassivhausUna casa pasiva o Passivhaus es un estándar de construcción que es energéticamente eficiente, cómodo, asequible y ecológico al mismo tiempo.

La casa pasiva es un estándar voluntario para la eficiencia energética en un edificio, que reduce la huella ecológica del edificio. Da como resultado edificios de energía ultra baja que requieren poca energía para calentar o enfriar espacios. El diseño pasivo no es un accesorio o complemento del diseño arquitectónico, sino un proceso de diseño que se integra con el diseño arquitectónico. Aunque se aplica principalmente en edificios nuevos, también se ha utilizado para rehabilitaciones.

¿Qué beneficios tiene una construcción Passivhaus?

  • Las construcciones Passivhaus o edificios de consumo energético casi nulo permiten ahorros de energía relacionados con la calefacción y la refrigeración de hasta un 90 % en comparación con los edificios típicos y más del 75 % en comparación con las nuevas construcciones promedio
  • Las casas Passivhaus también son elogiadas por su alto nivel de confort. Utilizan fuentes de energía dentro del edificio, como el calor corporal de los residentes o el calor solar que ingresa al edificio, lo que facilita mucho la calefacción
  • Las ventanas apropiadas con buen aislamiento y un armazón que consta de paredes exteriores, techo y losa de piso bien aislados mantienen el calor durante el invierno en la casa y lo mantienen fuera durante el verano
  • Un sistema de ventilación suministra constantemente aire fresco para lograr una calidad de aire superior sin causar corrientes de aire desagradables
  • Los grandes ahorros de energía en los edificios Passivhaus se logran mediante el uso de componentes de construcción especialmente eficientes desde el punto de vista energético y un sistema de ventilación de calidad: no hay absolutamente ningún recorte en la comodidad; en cambio, el nivel de comodidad aumenta considerablemente
Soluciones para una construcción Passivhaus

¿Cuáles son los principios de una construcción Passivhaus o Edificios de consumo de Energía Casi Nulo?

Hermeticidad

Se hace un correcto tratamiento en los encuentros de los elementos constructivos, ventanas y puertas, y en los pasos de instalaciones para evitar al máximo las infiltraciones de aire. De esta forma la entrada de aire se produce de forma controlada, evitando patologías asociadas al transporte de humedad y disconfort por movimiento de aire.

Ventilación controlada

La ventilación mecánica controlada con recuperación de calor es la solución idónea para aprovechar el aire interior para calentar (en invierno) o enfriar (en verano). Dispone además de unos filtros que reducen el nivel de contaminantes y mejoran considerablemente la calidad de dicho aire. Este sistema permite alcanzar un ahorro de energía de los equipos de climatización de un 40%.

Excelente Aislamiento térmico

Aumento del espesor de aislamiento en paredes, cubierta y solera para minimizar las pérdidas de calor en invierno, y las ganancias de calor en verano. De esta forma se reduce el consumo energético de calefacción y refrigeración.

Ventanas y puertas de alto aislamiento

Una buena calidad y correcta instalación de ventanas es básico para limitar al máximo la pérdida energética, ya que las zonas más débiles de la envolvente son las ventanas.

Ausencia de puentes térmicos

Se trata rigurosamente las zonas donde se transmite más fácilmente el calor, evitando de esta forma consumo energético innecesario, y patologías debidas a la condensación

¿Qué es la hermeticidad?

La hermeticidad es un concepto que se aplica a la piel exterior de un edificio y debe evitar el paso incontrolado del aire o infiltraciones. Cabe señalar que una envolvente hermética al paso del aire puede ser transpirable al vapor de agua.

Las infiltraciones se producen a través de los encuentros de los elementos constructivos, las ventanas, las puertas y el paso de las instalaciones. Factores como la velocidad del aire exterior, la diferencia de temperatura interior-exterior y la altura del espacio, influyen en sus efectos.

En la construcción y en la rehabilitación, la hermeticidad de la envolvente es un componente decisivo en el aislamiento del edificio que aporta los siguientes beneficios:

Energía:

✓ Reduce las pérdidas energéticas
✓ Mejora el rendimiento del recuperador de calor
Salubridad:
✓ Filtra la entrada de agentes agresivos exteriores (polución, polen, etc.)
✓ Evita las condensaciones que originan el moho
Confort:
✓ Mejora la insonorización
✓ Evita corrientes de aire frío

Conoce nuestros servicios de Consultoría Energética

✓ Auditoría Energética de edificios

✓ Ensayos de BlowerDoor para edificación

Ver servicios